sábado, 25 de julio de 2009

Biblioteca: Idea Vilariño

1

Ni con delicadeza
ni con cuidado.
Acaso
tiene delicadeza
vivir
romperse el alma.


3

Podés creer que nada
le sirve nunca
a nadie
para nada.


4

Quiénes somos
qué pasa
qué extraña historia es esta
por qué la soportamos
si es a nuestra costa
por qué nos soportamos
por qué hacemos el juego.


7

Decir no
decir no
atarme al mástil
pero
deseando que el viento lo voltee
que la sirena suba y con los dientes
corte las cuerdas y me arrastre al fondo
diciendo no no no
pero siguiéndola.


11

Qué asco
qué vergüenza
este animal ansioso
apegado a la vida.


17

Si te murieras tú
y se murieran ellos
y me muriera yo
y el perro
qué limpieza.


18

Si solos
qué
estemos solos.
Estemos solos
pues
dejémonos de cosas.


29

Como un jazmín liviano
que cae sosteniéndose en el aire
que cae cae
cae.
Y qué va a hacer.

34

Cómo aceptar la falta
de savia
de perfume
de agua
de aire.
Cómo.

40

Inútil decir más.
Nombrar alcanza.



(Idea Vilariño, No)

Idea Vilariño (Montevideo, Uruguay 1920-2009). Escribió y publicó los siguientes libros de poemas: La suplicante (1945), Cielo Cielo (1947), Paraíso perdido (1949), Por aire sucio (1950), Nocturnos (1955), Poemas de amor (1957), Pobre Mundo (1966), Poesía (1970), No (1980), Canciones (1993), Poesía 1945 - 1990 (1994), Poesía completa (2002). También fue ensayista y traductora. Después de la dictadura militar estuvo a cargo de la cátedra de Literatura uruguaya de la Facultad de Humanidades y Ciencias de la Educación (Universidad de la República).

Como compositora, se pueden mencionar cuatro canciones emblemáticas pertenecientes a la música popular uruguaya: "A una paloma" (musicalizada por Viglietti), "La canción y el poema" (musicalizada por Zitarrosa), "Los orientales" y "Ya me voy pa la guerrilla" (musicalizadas por Los Olimareños).

Esta selección de poemas está tomada de la edición de No, Montevideo, Arca, 1989.

8 comentarios:

germán arens dijo...

Me encanta la poesìa de Idea Vilariño.El otro dìa, nùmeros atràs en la revista Ñ, su figura se ensombrecìa al lado de Onetti en una nota dedicada a ella.Muy lindo tu blog.

ana porrúa dijo...

No vi la nota de la Ñ, Germán. Siempre que se habla de ella se habla de Onetti. Pero ella tenía aliento más que propio, no?

jorge chiesa dijo...

La poesía de Idea me parece brillante,vale por sí misma. yo había leìdo muy poca poesía en general, no sabía ni donde estaba parado, y cuando me encontré con sus libros dije es esto. Es ESTO lo que estaba buscando. Es bueno recordarla. Saludos.

ana porrúa dijo...

Bárbaro, Jorge. A veces un poeta sirve para leerlo y para escribir. A mi algunos de los poemas de No me parecen impecables, otros no tanto. Pero es un libro que arma algo, una poética y eso me interesa.

Mar dijo...

No Anis, estaba en Buenos Aires, pero hago de cuenta que estuve! :)
Llegué con 48 horas de retraso lamentablemente, tuve que ver mi Bahía nevada por Clarín, eso me pasa por autoexiliarme.
Un gran abrazo!

Mar dijo...

Ah, y que me encanta Idea Vilariño.

Las cosas hay que decirlas.

ona sturika dijo...

Me encanta Idea, me paso lo mismo que decía otro chico, encontre en ella el "ESTO" es.
Como desgarra, a mi me hace eso. Cuando leo los que más me hacen ruido tengo que arquear la espalda, como si quisiese alejar mi pecho, cubrirlo, para que no quede tan expuesto a semejante poesía.
Un beso.

ana porrúa dijo...

Buwno, me alegro por las lecturas de I. V. Gracias,